OLAS EN EL PEINE


La estampa que la escultura de Eduardo Chillida nos puede ofrecer es de lo más variado. Hay días en los que la serenidad del mar hacen del Peine de los Vientos un lugar tranquilo, relajante y propicio para realizar fotografías que parecen postales. Sin embargo, la serenidad suele ser ausente en los días de mar movida, en los que el conjunto artístico parece estar en pelea con las olas que golpean con fuerza las rocas del lugar.

Os recomiendo poder acudir en más de una y de dos ocasiones al lugar para poder vivir la experiencia y, por supuesto, hacer la máxima cantidad de fotos posibles ya que el lugar es idóneo para llevar a cabo originales y personales enfoques o efectos

Más fotografías:








Comentarios

Nora Bihotza ha dicho que…
Impresionantes fotografías. Enhorabuena!
Marta ha dicho que…
Qué pasada!:)